Elisabet Prats, presenta el proyecto de grafeno del CIBER-BBN en la Semana de la Ciencia de Madrid

Elisabet Prats, investigadora del CIBER-BBN, durante su presentación en #ImproCiencia
CIBER | miércoles, 16 de noviembre de 2016

El evento de divulgación #ImproCiencia, celebrado el 16 de noviembre en la Sala Nave 73 de Madrid, unió ciencia e improvisación teatral para explicar de una manera lúdica la investigación biomédica que realiza el CIBER en sus ocho áreas temáticas. Por su parte, el CIBER-BBN presentó el proyecto Neurographene de la mano de Elisabet Prats, que explicó el mismo en formato monólogo. Asimismo, la compañía Impro Impar preparó diferentes dinámicas de improvisación relacionadas con proyectos de uso del grafeno en la investigación, nutrición durante el embarazo y la infancia, enfermedades respiratorias, primeros episodios psicóticos, terapia génica, diabetes y cáncer de páncreas.

Científicas CIBER, nuestras protagonistas

Como novedad respecto a la primera edición, este año las presentaciones fueron realizadas en su gran mayoría por mujeres científicas. De este modo, se quiso resaltar su papel esencial en los avances en la investigación. Un mensaje también presente en el cartel anunciador de #ImproCiencia, en el que aparecía dibujada Rosalind Franklin, la científica que contribuyó decisivamente al descubrimiento de la doble hélice del ADN y fue ignorada en los Premios Nobel.

Una galería en la que colgaban carteles con forma de cubetas, a modo de ¿Sabías qué?, con impactantes datos estadísticos sobre las patologías que estudia el CIBER y algunos de sus principales estudios sirvieron de antesala a #ImproCiencia.

A lo largo de la hora y media que duró #ImproCiencia, se fueron intercalando los juegos e improvisaciones con la presencia en el escenario y las conexiones en directo con investigadoras del CIBER en su propio lugar de trabajo. Para explicar sus investigaciones, las científicas utilizaron formatos como un juego similar al televisivo Pasapalabra o el relato de un cuento protagonizado por ratones.

Laboratorio y hospital en un mismo escenario para 8 proyectos CIBER

En el escenario, había dos mesas, una con matraces, representando un laboratorio y otra que hacía de cama de hospital, para simbolizar la colaboración que se desarrolla en el CIBER entre la investigación básica y la clínica. Por su parte, el público se vistió de los ocho colores de las áreas temáticas CIBER con las camisetas que se repartieron a todos los asistentes.

Al mismo tiempo que tenían lugar las improvisaciones, se fueron presentando ocho proyectos del CIBER: una investigación que concluye que no se debe hacer dieta durante el embarazo; una explicación sobre qué es la diabetes y algunas de las líneas de investigación en marcha para encontrar tratamiento; un proyecto psicoeducativo para aquellas personas que han sufrido un primer episodio psicótico; una investigación en nuevos biomarcadores en sangre que permiten la detección precoz del cáncer de páncreas; un ensayo clínico ya en marcha para curar una enfermedad rara, la anemia de Fanconi, con el uso de la terapia génica; y la utilidad de la Plataforma Biobanco Pulmonar para la investigación.

Empar Lurbe, investigadora del CIBEROBN y de la Universidad de Valencia, explicó en directo un proyecto de detección del riesgo que tienen los recién nacidos de sufrir obesidad, diabetes o enfermedades cardiovasculares en etapas posteriores de su vida.

CIBER-BBN presenta en formato de monólogo el proyecto de Neurographene

Además, Elisabet Prats, investigadora del CIBER-BBN y del Instituto de Microelectrónica de Barcelona-CNM (CSIC), relató también en directo y con un formato de monólogo cómo están utilizando el grafeno para medir la actividad eléctrica del cerebro en el proyecto neurographene en el que participa el CIBER-BBN junto al IDIBAPS y la empresa g.tec.

Basados en las tecnologías de microfabricación más novedosas los dispositivos consisten en matrices de microsensores de grafeno montadas en sustratos de polímeros flexibles que se adaptan a la morfología de la superficie cerebral.

Cada sensor detecta pequeñísimos cambios de la actividad eléctrica a su alrededor. Así, la actividad eléctrica generada por las neuronas es detectada como un pequeño cambio en la conductividad del sensor de grafeno. Estos dispositivos ya están siendo utilizados en el estudio del sueño y la epilepsia en modelos animales. El sensor de grafeno implantado en la superficie cerebral permite el registro simultáneo de la actividad eléctrica en diferentes regiones del córtex.

Asimismo, la tecnología de los sensores flexibles de grafeno se puede usar en otras aplicaciones biomédicas en las cuales sea necesario obtener información relevante del córtex cerebral. "El grafeno va a revolucionar el mundo", aseguró Elisabet Prats.

Trabajamos para la sociedad

En el primero de los dos juegos finales, los niños asistentes al evento construyeron una cometa, como una alegoría de la investigación que se realiza en el CIBER: La investigación básica es el hilo que debe sujetar que la cometa (la práctica clínica) vuele alto pero segura.

Para concluir, el último juego involucró activamente a todos los asistentes lanzando el mensaje de que el objetivo del CIBER es trabajar para la sociedad. 

#ImproCiencia se celebró en el marco de la Semana de la Ciencia de Madrid, uno de los acontecimientos de divulgación científica más importantes de Europay que este año lleva por lema: “En un lugar de la Ciencia”.

Imágenes:

 

Video: