Quiénes Somos

El CIBER en su área temática de Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina (CIBER-BBN) está formado actualmente por 47 grupos de investigación (45 grupos de pleno derecho y 2 grupos asociados), seleccionados sobre la base de su excelencia científica, que trabajan principalmente dentro de tres programas científicos: 1. Bioingeniería e Imagen Médica, 2. Biomateriales y Terapias Avanzadas y 3. Nanomedicina, estando orientada la actividad del centro tanto al desarrollo de sistemas de prevención, diagnóstico y seguimiento como al desarrollo de tecnologías relacionadas con terapias específicas, como la medicina regenerativa y las nanoterapias.

El CIBER-BBN viene desarrollando su labor desde 2007 prestando apoyo, formación, infraestructuras y recursos a los investigadores y colaborando así al fomento de la investigación científica en nuestro país. Los objetivos globales planteados en el plan estratégico del CIBER-BBN para el periodo 2014-2017 incluyen mantener el nivel de excelencia científico-tecnológica del área temática, promover la investigación colaborativa entre los grupos de CIBER-BBN, favorecer la investigación traslacional y facilitar la transferencia de los resultados de la investigación al sector productivo.

"Haciendo un poco de historia"

En 2006 el Dr. Manuel Doblaré aceptó el reto de dirigir un centro con un perfil fuertemente innovador en nuestro país. El CIBER-BBN nacía como un proyecto de gran potencial cuya cabeza visible ayudaría sin duda a su posicionamiento como referente en materia de investigación en Biomateriales, Bioingeniería y Nanomedicina. Doblaré aceptó la excitante oportunidad de liderar una iniciativa tal y comenzó a formar una estructura que marcaría, indudablemente, los futuros éxitos del centro.

Durante el primer año de andadura del CIBER-BBN como organismo de investigación, 2007, se adscribieron los primeros 28 grupos, y en una segunda convocatoria, durante este mismo año, se incorporaron 21 nuevos grupos, todos ellos seleccionados en base a su excelencia científica. La extraordinaria labor de Manuel Doblaré en la integración e implicación de estos grupos dentro del Programa Científico fue incuestionable. Poco a poco, la compleja estructura del centro se advertía más clara y los 49 grupos comenzaban a cimentar colaboraciones e identificar sinergias en torno a los proyectos de investigación intramurales, colmados de gran dedicación y entusiasmo.

En 2008 se incorpora un nuevo grupo al consorcio, alcanzando la cifra de 50 grupos, y se continúa avanzando hacia una investigación cada vez más coordinada y relevante para la sociedad. El CIBER-BBN ya se ha consolidado durante sus tres primeros años y camina hacia una definición de las líneas prioritarias de investigación para el próximo periodo. Se comienza a hablar con mayor profundidad de aspectos de Transferencia e Investigación Traslacional. El 2008 es también testigo de la formación del Comité Científico Externo del CIBER-BBN, compuesto por personalidades de reconocido prestigio internacional, sin cuya aportación no se hubieran alcanzado algunos de los retos más significativos para el Centro.

Cumplidos los cuatro años, el programa CIBER se somete a evaluación por el ISCIII, obteniendo un resultado destacable. De la misma manera son evaluados, por primera vez, los grupos y los proyectos que finalizan en 2009, dando paso a una nueva convocatoria de proyectos. El programa de Plataformas se potencia, adquiriendo una nueva estructura, y la internacionalización del centro se fortalece, de modo que CIBER-BBN se instala en el panorama internacional a través de la participación en eventos y el establecimiento de una red de colaboraciones a nivel mundial.

2010 inaugura el nuevo periodo para el CIBER-BBN, bajo las líneas del Plan Director 2010-13, el camino que habrá de recorrer el consorcio durante los próximos años. La búsqueda de la excelencia exige una clara definición de los objetivos y retos de cada uno de los programas. Asimismo, 25 nuevos Proyectos intramurales son finalmente aprobados en la nueva convocatoria para su desarrollo durante 2010 y 2011. La segunda evaluación de nuestro CIBER apunta hacia un notable incremento en su producción científica. Durante 2008 los grupos sumaron 484 publicaciones (artículos y revisiones) frente a los 626 que vieron la luz en 2010.

Compaginando la labor del CIBER con las tareas de docencia y con la investigación en el campo de la ingeniería tisular, en el seno del grupo de GEMM-I3A, que también lidera, la visión excepcional de Doblaré ha sido clave para nuestro centro en el periodo 2006-2010 de arranque y definición del CIBER-BBN como centro de investigación, con una estructura multidisciplinar y multicéntrica totalmente novedosa en nuestro entorno.

Enormemente comprometido, asimismo, con la Universidad de Zaragoza, el catedrático Manuel Doblaré, ha ocupado cargos de gestión de gran responsabilidad como el de Director del Dpto. de Ingeniería Mecánica, Director y Subdirector del Centro Politécnico Superior de dicha Universidad, Miembro del Consejo de Gobierno o Director del Instituto de Investigación en Ingeniería de Aragón (I3A), cargo que simultaneó con el de director del CIBER-BBN durante un tiempo, entre otros.

Innumerables premios y reconocimientos avalan su trayectoria. Doblaré fue reconocido Doctor “Honoris Causa” por la Universidad Técnica de “Cluj-Napoca” (Rumanía); Académico electo de la Real Academia de Ingeniería de España; Académico Numerario de la Real Academia de Ciencias Físicas, Químicas y Naturales de Zaragoza; miembro del Consejo Científico de la Escuela Interpolitécnica de Doctorado de Italia (sección Bioingeniería); Premio extraordinario de doctorado de la UPM, ingeniería industrial; Premio de la fundación J.A. Artigas a la mejor tesis doctoral en mecánica; o Premio Aragón Investiga a la Excelencia Investigadora, en 2008. Estos son solo algunos de sus reconocimientos, a los que hay que sumar, entre otros, el de haber liderado con éxito y elevado a la excelencia un proyecto comprometido como el del CIBER-BBN.

Durante los años en los que ha estado al timón del CIBER, muchos retos se han alcanzado y baches superado. El sello de Doblaré se observa en el desarrollado del programa de investigación y en la construcción de las bases de la colaboración entre los grupos; uno de los desafíos más complejos de la organización.

Desde aquí, los miembros del CIBER-BBN, le agradecemos todo su esfuerzo y dedicación, sin las cuales no habríamos podido llegar al nivel alcanzado en nuestra investigación, así como su impecable representación institucional y su gran habilidad de intermediación y comprensión entre los investigadores.

Gracias a la indudable labor del Comité de Dirección y de sus órganos consultivos, el CIBER-BBN se ha convertido en un centro de referencia en investigación en nuestro país, alcanzando unos resultados de gran significancia. Durante este primer periodo, los miembros del equipo liderado por Manuel Doblaré fueron:

  • Dr. Josep Samitier. Subdirector y Coordinador del Programa de Plataformas de Equipamiento y Transferencia Industrial.
  • Dr. Francisco del Pozo. Coordinador del Programa de Bioingeniería e Imagen Médica.
  • Dr. Simó Schwartz. Coordinador del Programa de Nanomedicina.
  • Dr. Josep Planell. Coordinador del Programa de Biomateriales e Ingeniería Tisular.
  • Dr. Pablo Laguna. Coordinador del Programa de Formación y Colaborador del programa de Ingeniería Biomédica.
  • Dra. Pilar Marco. Colaboradora en el programa de Nanomedicina.
  • Dr. José Luis Peris. Colaborador en el programa de Biomateriales e Ingeniería Tisular.
  • D. Gonzalo Vicente Lacambra. Gerente.

A comienzos de 2011, el Profesor Doblaré pasa el testigo de la Dirección Científica al Dr. Pablo Laguna, manteniéndose la dirección del centro en el ámbito de la Universidad de Zaragoza. CIBER-BBN asiste también a la renovación, por un lado, del Comité de Dirección, incorporando a un equipo que mantiene al CIBER-BBN en su posición de liderazgo en la investigación española en su ámbito de actuación, y también de la gerencia del centro. En este año se hace patente la capacidad del consorcio CIBER-BBN de captar fondos en convocatorias competitivas tanto nacionales como internacionales. La excelencia científica en términos de producción se mantiene, si bien la evaluación de la actividad general del consorcio durante 2010 realizada por un panel externo designado por el ISCIII revela que deben reforzarse los aspectos de transferencia y traslación. Durante las Jornadas Anuales se revisan los resultados de esta evaluación externa junto con los Comités Asesores (Comité Científico Externo y Comité Asesor Médico). Se realizan 3 foros con empresa y comienza la vinculación de grupos clínicos al centro.

En el año 2012 se resuelve una nueva convocatoria intramural de proyectos, continuando 25 proyectos del periodo anterior e iniciándose 18 nuevos proyectos. El valor de la experiencia del trabajo colaborativo de los grupos desde la constitución del CIBER-BBN se pone de manifiesto en el primer éxito de transferencia del centro: la firma de un contrato de transferencia de uno de nuestros proyectos intramurales a una empresa farmacéutica para desarrollar un medicamento basado en terapias avanzadas. Otra muestra del potencial del CIBER-BBN es la obtención del primer proyecto europeo (FP7) bajo paraguas CIBER, que se suma a otros proyectos de convocatorias EURONANOMED o, a nivel nacional, INNPACTO, entre otros. Aumenta considerablemente la solicitud de patentes en las que CIBER-BBN es cotitular y se firman contratos de licencia. Los contactos con partners industriales y clínicos se estimulan a través de foros industriales y clínicos y acciones de promoción del uso del programa de plataformas. Además, arranca la 1ª edición de proyectos colaborativos con entidades clínicas, en este caso en patologías respiratorias, con CIBERES y SEPAR. Un nuevo grupo clínico se incorpora bajo la figura de grupo clínico vinculado. Se producen los primeros cambios en algunos miembros de los Comités Asesores.

A lo largo del 2013 se despliega la estrategia promovida por el ISCIII a instancias de la decisión del gobierno de racionalizar la administración pública y por la cual ocho de los nueve consorcios CIBER existentes adquirirán una única entidad jurídica con una administración centralizada en Madrid. Se celebraron dos foros con empresa y tres foros clínicos en distintas temáticas y se ponen en marcha seis proyectos colaborativos en oncología con la Fundación ECO. Dentro del Programa de Formación, se hace un gran esfuerzo en organizar, junto a la Escuela Nacional de Sanidad y la UNED, un curso de nanomedicina que finalmente no se pone en marcha. En 2013 se hace un gran esfuerzo en la elaboración del Plan Estratégico para el periodo 2014-2017, proceso durante el cual se revisa de manera profunda la evolución del centro desde su inicio en base a diferentes indicadores. La mitad de los miembros del SAB son renovados.

2014 supone el primer año bajo la forma jurídica de consorcio único de nombre CIBER y en el cual BBN constituye un área temática con independencia en la gestión científica pero con una homogeneización de procedimientos administrativos centralizados desde la Unidad Técnica ubicada en el ISCIII. Este año se ponen en marcha 49 proyectos intramurales, todos ellos enfocados a una determinada patología y con presencia de grupos clínicos. Por primera vez, la convocatoria es evaluada por la ANEP. Junto a estos proyectos, se ponen en marcha tres proyectos enmarcados en una nueva iniciativa destinada a promover la transferencia, y que son proyectos en los que participan empresas que junto a CIBER-BBN, aportan financiación al proyecto. Se establecen colaboraciones clínicas con la Fundación IMIBIC y una segunda edición de proyectos colaborativos con CIBERES y SEPAR. Se implanta un mecanismo de evaluación del personal investigador contratado por evaluadores externos que se repetirá periódicamente. Las plataformas de equipamiento del CIBER-BBN son reconocidas este año como Infraestructura Científico-Técnica Singular por parte del MINECO.

Pablo Laguna Lasaosa es Doctor en Ciencias (Físicas) por la Universidad de Zaragoza, Catedrático de Teoría de la Señal y Comunicaciones de la misma Universidad.

Su actividad investigadora se centra en la aplicación de técnicas de tratamiento de la información (señal) en el entorno biomédico, dentro del Grupo Biomedical Signal Interpretation & Computational Simulation del Instituto de Investigación en Ingeniería (BSICoS-I3A) de la Universidad de Zaragoza.

Es coautor de más de 130 publicaciones en el ámbito del procesado de señal, más de 260 conference papers internacionales y ha dirigido 12 tesis doctorales. Ha liderado un buen número de proyectos de investigación en el campo del análisis e interpretación de señales biomédicas, especialmente en el entorno cardiovascular, la mayoría de los cuales con colaboraciones internacionales académicas y clínicas. Ha tenido también responsabilidades internacionales, tales como presidir la conferencia Computing in Cardiology, o ser editor de las revistas Digital Signal Processing Journal (Eurasip) y Medical Biological Engineering and Computing y ha organizado diferentes conferencias científicas. En la Universidad de Zaragoza, es también el responsable del Programa de Doctorado de Ingeniería Biomédica. Junto a Leif Sörnmo, es autor del libro Bioelectrical Signal Processing in Cardiac and Neurological Applications (Elsevier, 2005).

Pablo Laguna ha sido una pieza clave, tras el impulso inicial de Manuel Doblaré en los años de concepción y arranque del centro, para el mantenimiento de una estructura de investigación compleja y sin precedentes en nuestro país, contribuyendo a asegurar el nivel de excelencia que se le reconoce a CIBER-BBN.

Los años 2011-2014 han constituido un periodo muy difícil de gestionar y han estado condicionados en todo momento por una coyuntura de recortes y limitaciones administrativas derivadas del escenario económico, por lo que ha sido necesario aportar, al ya de por sí exigente esfuerzo que requiere la dirección de un centro multiinstitucional y sin localización física, una elevada dosis de entusiasmo, transparencia, talante y buena disposición. Sin duda las excelentes cualidades personales de Laguna han contribuido mucho al buen recorrido de CIBER-BBN durante estos años.

Desde aquí, los miembros del CIBER-BBN, le agradecemos todo su esfuerzo e impulso, así como su templanza, habilidad y empatía con los investigadores en el desempeño de la dirección.

El Comité de Dirección que ha acompañado a Pablo Laguna en el timón del CIBER de 2011 a 2014 ha estado compuesto por:

  •    Dr. Simó Schwartz. Subdirector y Coordinador del Programa de Transferencia Industrial.
  •    Dr. Jordi Aguiló. Coordinador del Programa de Bioingeniería e Imagen Médica.
  •    Dr. José Becerra. Coordinador del Programa de Biomateriales e Ingeniería Tisular.
  •    Dra. Mª Pilar Marco. Coordinador del Programa de Nanomedicina.
  •    Dr. Jesús Santamaría. Coordinador del Programa de Plataformas de Equipamiento.
  •    Dra. Margarita Calonge. Coordinadora de Traslación.
  •    Dr. Javier Pavía. Coordinador del Programa de Formación.
  •    Dña. Begoña Pérez (2011-2013). Gerente.
  •    D. Manuel Sánchez (2014-Actualidad). Gerente.

En los primeros meses de 2015, Pablo Laguna pasa el testigo de la Dirección Científica a Ramón Martínez Máñez, catedrático de la Universidad Politécnica de Valencia. Comienza en este año un nuevo periodo con un parcialmente renovado Comité de Dirección.